domingo, 24 de junio de 2012

Coca de San Juan



Buenas!

Hoy es el día de San Juan. Fiesta que se celebra en prácticamente todo el país de muy diversas maneras, todas ellas normalmente relacionadas en mayor o menor medida con el fuego.

En Canarias se hacen hogueras. La tradición dice que si se pide un deseo mientras se salta por encima de una de éstas, San Juan cumplirá ese deseo. Además es tradición tirar fruta fresca al mar y entrar a darse un baño, lo que sería el equivalente festivo al bautismo del apóstol Juan. Todo esto amenizado con música y un espectáculo de fuegos artificiales que llenan esta calurosa noche de verano de luz y color. Famosa es la noche de San Juan celebrada en la playa de Las Canteras (con un gran espectáculo pirotécnico) y las enormes hogueras en las que arde todo lo malo (o al menos eso se intenta) de las ciudades de Telde y Arucas.

Pero no sólo en las Canarias se  celebra esta noche tan especial. En casi todas las comunidades con mar de nuestro país existen tradiciones de este tipo. En Baleares, Cantabria, Asturias, Andalucía, Galicia, Valencia, Cataluña,…

En esta ocasión nos vamos a acercar a una de las tradiciones catalanas que más nos gustan y es la de comer la Coca de San Juan.

Existen multitud de cocas diferentes, si bien las más habituales son las rellenas de crema pastelera, decoradas con fruta escarchada y piñones. Pero también las hay rellenas de cabello de ángel o sin relleno, cubiertas de azúcar y almendras o decoradas con crema pastelera.

Pero no todas las cocas son dulces, en Cataluña también son habituales las cocas saladas, como por ejemplo la Coca de recapte (recapte es un término catalán que significa provisión de alimentos) que se elabora añadiendo a la masa una escalibada (pimientos, cebollas y berenjenas) a la que se le añade pescado (generalmente anchoas o arenques), butifarra, aceitunas, tomate, etc. Originariamente las cocas se preparaban para las fiestas ya que es algo fácil de comer (no se requieren cubiertos) y se pueden hacer de gran tamaño (para compartir).

Nosotros, como es habitual, nos quedamos con lo dulces y nos preparamos nuestra Coca de San Juan, cubierta de crema pastelera, azúcar y nueces.

Si bien no es una receta complicada, si resulta bastante laboriosa ya que hay que hacer la masa y dejarla reposar varias horas, por lo que los tiempos de elaboración de este postre alcanzan las casi 6 horas. Y es que casi sin darnos cuenta nos han dado las 6 de la mañana cocinando!!!! Esta familia Tartufo no tiene remedio!!

Éste es nuestro desayuno del Día de San Juan!

Por cierto, felicidades a los Juanes y las Juanas.


Coca de San Juan






 Ingredientes:


Para la masa de la coca:

300 gr de harina
100 gr de almendra molida
75 ml de leche
60 gr de azúcar
35 gr de levadura fresca de panadero
50 gr de mantequilla en pomada
2 huevos y otro más para pintar
5 gr de sal
Ralladura de limón
Unas gotas de esencia de vainilla

Para la crema pastelera:

½ litro de leche
5 yemas de huevo
50 gr de harina de maíz
75 gr de azúcar
50 gr de mantequilla
1 rama de canela
Una corteza de limón





Elaboración:

Comenzamos preparando la masa. Para ello primero disolvemos la levadura con la leche que debe estar tibia y reservamos.

En un recipiente batimos los huevos con el azúcar y añadimos la sal, la ralladura de limón y la mantequilla. Mezclamos bien y agregamos la leche con la levadura y las almendras, sin dejar de remover. 

Ahora añadimos la harina tamizada poco a poco y seguimos amasando esta vez con las manos, agregaremos harina hasta que la masa se despegue de los dedos con facilidad. Hacemos una bola, la dejamos en el bol y lo cubrimos con un tapo. Dejamos reposar durante 4 horas ya que la masa debe doblar su tamaño.


Ahora vamos con la crema pastelera. Ponemos en un cazo la mitad de la leche junto con la canela y dejamos infusionar 10 minutos. Colamos y añadimos al resto de la leche, en la que previamente debemos haber diluido la maicena y mezclado con el azúcar. Llevamos todo al fuego lento durante 10 minutos, dejando que hierva y sin parar de remover con una varilla. Retiramos del fuego y dejamos reposar 3 minutos, si se dispone de un termómetro sería hasta que la leche estuviera a 85º. Añadimos las yemas a la leche y mezclar bien. Dejamos reposar un minuto más (sería a 60º) y añadir la mantequilla. Remover hasta que todo quede mezclado homogéneamente.



Tapamos con papel film “a piel”, es decir, tocando la crema. Se debe poner así para que no entre aire y quede costra en la crema. La guardamos en la nevera hasta el momento de usarla.

Transcurridas las 4 horas, ponemos la masa en la bandeja del horno sobre un papel vegetal y la extendemos de manera uniforme, dándole forma ovalada. Nosotros hemos hecho varias cocas pequeñas (como para 2 personas) pero también se puede hacer una sola más grande. Dejamos reposar otros 45 minutos tapándola con un trapo húmedo. Precalentamos el horno a 180ºC con calor arriba y abajo. 

Pintamos la coca con huevo. Ponemos la crema en una manga pastelera con una boquilla ancha y decoramos la masa como más nos guste. Lo tradicional es dibujar una especie de red (como muestra la foto). Espolvoreamos con azúcar y decoramos con unas nueces. Se le puede añadir fruta confitada o escarchada y frutos secos a gusto del consumidor. Ya están listas para llevar al horno.


Nuestras cocas eran pequeñas y han tardado unos 20 minutos, para cocas más grandes harán falta entre 30 y 45 minutos, hasta que estén dorada. Retiramos del horno y dejamos reposar sobre una rejilla.




Qué aproveche!






4 comentarios:

  1. chicos la verdad q por lo que he visto y he leido valio la pena tantas horas....tiene una pinta estupenda.Virginia

    ResponderEliminar
  2. Pues sí que valió la pena. Vaya desayuno que nos hemos zampado: un café con leche y nuestra coca de San Juan!!!

    ResponderEliminar
  3. Madre mía, las seis de la mañana! Éso es amor al arte, desde luego. La voy a hacer, fijo, me encantan las cocas, la primera vez que hice una, hace unos meses, me pareció increíble que yo pudiera hacer en casa una cosa tan rica, tan buena como cualquier bollo de panadería, fué todo un descubrimiento, y ésta me ha llamado la atención por llevar también almendra molida, yo la hago sólo con harina y le tiene que dar un toque...pero, ¿qué cantidad de levadura, txikis? Ay, qué buena, con crema pastelera y nueces, que me encantan, gracias, de verdad, besinos!

    ResponderEliminar
  4. Buenos dias Maritxu! que tal todo? bueno, es amor al arte, pero el año que viene me organizare mejor, pero claro, entre que vimos el partido, que por la mañana me levante a las 6 para ir a trabajar y demas, poco tiempo tuve para preparar la receta jejeje creo que es la primera receta en tiempo real que tenemos en el blog! por cierto, las horas intempestivas deberion de confundirnos a la hora de no poner la levadura... son 35 gr de levadura fresca de panadero, ya lo corrijo, y gracias por avisar! un saludos!

    ResponderEliminar

Si te ha gustado déjanos un comentario, nos hará mucha ilusión.
Si no te ha gustado déjanos un comentario, nos servirá para mejorar.