martes, 10 de abril de 2012

Crema de brócoli


Buenas!

En esta ocasión queremos mostrarles un plato sencillo a la par que ligero, sano y económico y no por eso menos exquisito: la crema de brócoli. Ideal como primer plato o para una cena.

En casa de los Tartufo somos muy de cremas y potajes. Más aún desde que llegó el bebé Tartufo, ya que se trata de comidas rápidas y sabrosas y que además podemos comer los tres.

Lo de usar el brócoli surgió un poco con la idea de cambiar y no hacer los purés de siempre, de los que estábamos un poco cansados. Probamos éste y a los tres nos gustó mucho así que se ya se ha convertido en uno de nuestros imprescindibles.

Ya sabemos que a muchos la idea de comer brócoli les puede tirar un poco para atrás (a la señora tartufo le pasaba). Sin embargo, les recomendamos que se animen a probar esta crema porque está realmente buena.
Si además le agregan un chorrito de nata o un poco de queso cremoso (tipo Philadelphia o quesitos en porciones), obtendrán un sabor delicioso y una textura aún más cremosa. Aunque no le hace falta, de hecho nosotros esta vez la hemos dejado tal cual. Lo que nosotros sí le hemos puesto son unos costrones de pan (o picatostes) que le dan un toque delicioso.






Ingredientes:


Para la crema:

2 brócolis
2 cebollas
1/2 puerro
2 papas
Aceite de oliva
Sal
Caldo de carne o verduras (opcional, se puede echar agua y una pastillita de caldo concentrado)


Para los costrones:

Una rebanada de pan de molde (nosotros lo hemos puesto integral pero es cuestión de gustos)
Aceite de oliva



Preparación:


Para comenzar preparamos un caldo (una cebolla, medio puerro, media carcasa de pollo, una zanahoria, agua y sal, media hora en la olla rápida). Este paso es opcional ya que también se puede hacer con agua pero con caldo queda más sabroso.




Lavamos el brócoli a conciencia, desgajando los ramilletes y poniéndolos en remojo. Ponemos un chorrito de aceite de oliva a calentar en una olla. Pelamos y cortamos las cebollas en mirepoix (es decir trozos más o menos grandes) y las sofreímos. A continuación repetimos la operación con el puerro. Pelamos, lavamos y cortamos las papas en cuadritos y las agregamos a la olla. Añadimos el caldo hasta cubrir. Dejamos guisar unos 5 minutos e introducimos el brócoli.


Cuando  el brócoli esté  tierno podemos (se sabe pinchando el tronco) retiramos la verdura del fuego (aproximadamente 20 minutos). Trituramos y rectificamos de sal.

Para freír los costrones, disponemos una sartén o cazo con abundante aceite. Cortamos el pan en dados pequeños y los echamos al aceite bien caliente. Cuando estén dorados los dejamos escurrir en papel secante.




Esperamos que les guste. Saludos!



2 comentarios:

  1. ¡¡Excelente receta!! Entrar a vuestro blog es una delicia para los sentidos. Maravillosas recetas, excelente fotografías y miles de tentaciones.¡¡Qué difícil es mantener la línea!! Un beso y sigan así

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Mila. Hombre, la cremita viene genial para el régimen!! Besos!

      Eliminar

Si te ha gustado déjanos un comentario, nos hará mucha ilusión.
Si no te ha gustado déjanos un comentario, nos servirá para mejorar.